La apuesta más tentadora del Draft 2017 se llama Joshua Dobbs, ex pasador de la Universidad de Tennessee

Joshua Dobbs puede sacar algunas cosas sacadas del libro de jugadas de draft de Dak Prescott: un atlético mariscal de campo de la SEC con habilidades para jugadas grandes e intangibles a manos llenas enfrenta cuestionamientos acerca de su presencia dentro del bolsillo.

Fuente: espndeportes.espn.com

Ahora busca ejecutarlas, sin embargo. Se trata del mismo jugador que estructuró su propio pro day, del que “algunos dijeron fue el mejor pro day al que habían asistido”, notó Dobbs.

Dentro de los primeros minutos de una entrevista telefónica en medio de sus preparativos para el Draft 2017 de la NFL, el ex pasador de la Universidad de Tennessee dejó en claro que no busca una validación hueca.

“No necesito estímulo adicional desde mi punto de vista”, dijo Dobbs cuando se le preguntó respecto a las comparaciones con Prescott como potenciales reclutas de ronda media consecutivos. “Hubo muchas desaprobaciones y críticas respecto a Dak hace un año, y aprovechó sus oportunidades. Ese es mi plan, también”.

En un draft en el que muchos coaches y visores creen que no existe un genuino mariscal de campo de primera ronda disponible, Dobbs presenta una intrigante opción de potencial para guardar. Evaluadores tienen al pasador de 6 pies con 3 pulgadas y 216 libras por todos lados. Mientras CBS Sports lo proyecta como recluta de sexta vuelta, Mel Kiper de ESPN dice que una selección de segunda o tercera ronda no está fuera de la realidad.

“Nadie es más inteligente que Josh Dobbs; nadie trabajará más fuerte”, señaló Kiper.

Dobbs es el mejor candidato del draft para convertirse en extra para “Good Will Hunting 2”. Estudió aeronáutica, propulsión y aerodinámica en Tennessee, una senda que nació desde las horas de obsesión por la mecánica de los aviones en los aeropuertos durante la niñez. Dobbs corre las 40 y lleva calificación de 4.0.

La inteligencia de Josh Dobbs fuera del campo y su liderazgo dentro de él lo convierten en un prospecto muy interesante. Getty Images
La inteligencia en el salón de clases acompañada de la capitanía en Tennessee –ayudando a los Vols a ganar nueve encuentros en campañas consecutivas por primera ocasión desde 2006-07– explica por qué Dobbs proyecta bien en entrevistas con los equipos, cómo armó un pro day con 59 pases, con la ayuda de coaches de la IMG Academy en Florida.

La crítica en contra de Dobbs parece ser la precisión o la toma de decisiones desde el bolsillo. Kiper dijo que los videos de Dobbs incluyen “algunas inconsistencias”. Aunque un entrenador ofensivo de la NFL cuestiona la precisión de Dobbs al siguiente nivel, un evaluador de personal veterano lo describe como una prometedora opción reserva que posiblemente puede convertirse en más que eso.

Dobbs completó el 61.5 por ciento de sus pases en cuatro campañas en Tennessee. Su porcentaje de pases completos de 63.0 por ciento en el 2016 fue cuarto entre los pasadores de este draft, detrás de Mitch Trubisky de North Carolina, Deshaun Watson de Clemson, y Patrick Mahomes de Texas Tech.

“O puedes o no puedes; he dejado en video que puedo [ejecutar todos los pases]”, sentenció Dobbs.

La potencia en el brazo no es un problema. Eso le puede ayudar en audiciones privadas con los New Orleans Saints, Los Angeles Chargers y Carolina Panthers, equipos con titulares establecidos y ofensivas que enfatizan los pases intermedios a largos.

Los Pittsburgh Steelers estuvieron entre los equipos que recibieron a Dobbs para una visita previa al sorteo. Pittsburgh sería un sitio ideal para un quarterback que, como dijo Kiper, le vendrían bien “dos o tres años a futuro” para aprender y desarrollarse como titular.

Ya sea que sea sentado o juegue de inmediato, Dobbs llega a un vestidor de NFL conociendo sus fortalezas: fortaleza mental y consistencia.

“Soy el mismo tipo todos los días”, ofreció Dobbs. “Así es como juego, y así es como me manejo. Me gusta conocer a todos en el equipo y crear una relación con ellos, usando esa influencia de modo positivo”.

Dobbs es inteligente, pero no de un modo pedante. Después de todo, es suficientemente inteligente como para saber procesar las ridiculeces de la época de draft.

“Muchas de las críticas llegan de personas que jamás han estado en mis zapatos”, expresó Dobbs.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *