CAMUFLAN PLANTACIONES DE COCA EN RESERVAS FORESTALES

Un operativo reciente develó nuevas formas, modos y artimañas que realizan algunos malos bolivianos con la plantación de hoja de coca ilegal en parques nacionales y de reserva forestal para alimentar al narcotráfico.

El viceministro de Defensa Social y Sustancias Controladas, Felipe Cáceres, expresó su preocupación porque esa actividad ilícita contamina los ríos, parques, áreas de reserva natural, fauna y el medioambiente para avastecer el narcotráfico, que opera en las extensas selvas.

Señaló que gente inescrupulosa se dedica al cultivo clandestino al verse impedida y reprimida en las áreas legales, optando por desplazarse e invadir áreas como la reserva natural de Toquibombo, entre Ayopaya (Cochabamba) e Inquisivi (La Paz).

“Hasta ahora se han descubierto más de 60 nuevas áreas de chaqueo, además de plantaciones que van entre uno y tres hectáreas de coca. De acuerdo con el informe, en la zona suman 800 y 1.000 hectáreas  ilegales”, dijo.

ACCIONES

En ese contexto y en cumplimiento al mandato de la Constitución Política del Estado y los compromisos internacionales, dijo que una vez identificados esos cultivos ilegales se iniciaron acciones de erradicación y el diseño de nuevas políticas jurídicas para eliminar definitivamente esa actividad.

“Cortaremos de raíz esta especie de círculo vicioso, que es erradicar, sembrar, sembrar, erradicar la resiembra”, precisó.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *